6.28.2021
Robert F. Kennedy Human Rights y Red Lésbica Cattrachas ganan caso emblemático sobre derechos de personas trans
La Sentencia de la Corte Interamericana no solo responsabiliza a Honduras por el asesinato de la activista trans Vicky Hernández, sino que también establece nuevas protecciones para las personas LGBTQ+ en América Latina.

Read in English.

Washington, D.C. (28 de junio de 2021)—Robert F. Kennedy Human Rights y la Red Lésbica Cattrachas ganaron un caso emblemático ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos que establece nuevas protecciones para las personas trans en América Latina.

El caso es el primero ante la Corte que involucra la muerte de una mujer trans, la activista Vicky Hernández, quien fue asesinada a tiros por las fuerzas de seguridad hondureñas durante el golpe de Estado en junio de 2009. La Corte no solo dictaminó que el gobierno hondureño había discriminado a Vicky debido a su identidad de género, sin investigar y procesar adecuadamente su muerte durante años, sino que es responsable de su muerte.

Como parte de su Sentencia, emitida en el 12vo aniversario de la muerte de Vicky, la Corte ha ordenado reparaciones para la familia de Vicky, incluido apoyo financiero, y ha ordenado al Estado de Honduras reiniciar la investigación sobre su asesinato, y además reconocer públicamente su rol en su muerte. El Estado también se verá obligado a adoptar medidas que permitan a las personas actualizar su género en documentos de identidad y registros públicos, un gran paso hacia la protección de los derechos LGBTQ+, y crear la beca educativa “Vicky Hernández” para mujeres trans en su honor. Asimismo, tendrá que capacitar a las fuerzas de seguridad en materia de violencia por prejuicio contra personas LGBTQ+.

Contact Us

Minhee Cho
Media Relations Manager
mcho@rfkhumanrights.org

La Corte Interamericana precisó que en el momento de la muerte de Vicky “existía en Honduras un contexto de violencia, detenciones arbitrarias, homicidios y discriminación contra las personas LGBTI, y en particular contra las mujeres trans que se dedicaban al trabajo sexual”. Además, reconoció que  “en muchos casos esa violencia era ejercida por integrantes de la fuerza pública”. En consecuencia, la Corte ordenó la recolección de “información integral sobre la violencia que sufren las personas LGBTI para dimensionar la magnitud real de este fenómeno y, en virtud de ello, diseñar las estrategias para prevenir y erradicar nuevos actos de violencia y discriminación”.

Las órdenes de la Corte son un importante primer paso para abordar las causas estructurales de la violencia contra la comunidad LGBTQ+ y, de manera significativa, abordan la cultura de impunidad que ha permitido que los perpetradores de violaciones de derechos humanos, incluidos los atacantes de Vicky, evadan la justicia.

“Estamos agradecidas con la Corte y con nuestras compañeras de Cattrachas por lograr que la justicia prevalezca hoy”, dijo Angelita Baeyens, vicepresidenta de incidencia y litigio internacional de Robert F. Kennedy Human Rights. “La decisión de la Corte se basa en el principio fundamental de que ninguna persona debe ser discriminada por determinar por sí misma quién es y cómo se identifica en los aspectos más esenciales de su ser. El hecho de que la Corte reafirme este principio fundamental en el aniversario del asesinato lo convierte en parte del legado de Vicky”.

“La sentencia de la Corte Interamericana de Derechos Humanos en este caso arroja luz sobre la violencia estructural en Honduras, que a lo largo de los años se ha visto fortalecida por actos de discriminación contra personas LGTTBI, incluso en el sistema de justicia” dijo Indyra Mendoza, fundadora de Red Lésbica Cattrachas. “Esta violencia estructural ha sido apoyada por narrativas religiosas fundamentalistas, los medios de comunicación y la discriminación contra personas sexualmente diversas en el ámbito político, laboral y social y se ha traducido en su exclusión y muerte. Honduras debe cambiar. Las Américas deben cambiar. Justicia para Vicky es justicia para todos”.

Robert F. Kennedy Human Rights
Es una organización no partidista y sin fines de lucro que ha trabajado desde 1968 para hacer realidad el sueño de Robert F. Kennedy de un mundo más justo y pacífico. Junto con activistas locales, abogamos en temas clave de derechos humanos, inclusive mediante litigio estratégico en Estados Unidos y alrededor del mundo. Con el objetivo de garantizar un cambio duradero, fomentamos un enfoque de bienestar social en los negocios e inversiones y educamos a millones de estudiantes sobre derechos humanos y la justicia social. 

Red Lésbica Cattrachas
Cattrachas es una organización lésbica feminista dedicada a la defensoría de Derechos Humanos de las personas LGBTI en Honduras. Se fundó en el año 2000 como respuesta al contexto de violencia ejercida hacia personas sexo-género diversas.